Se firmó el contrato para la ampliación del rectorado de la Uader

El rector de la Universidad Autónoma de Entre Ríos, Aníbal Sattler, rubricó el contrato de obra para llevar adelante la ampliación del Rectorado ubicado en Avenida Ramírez de Paraná. La obra supone un presupuesto de más de dos millones de pesos afrontados por la provincia.

 

El secretario de Gestión Técnica y Administrativa de la Universidad, Mariano Camoirano, dio detalles del proyecto en marcha, y aseguró que la primera etapa de la ampliación “consiste en la construcción de una planta baja uniendo los dos edificios que se encuentran hoy en la sede de Avenida Ramírez y Toscanini”.

 

De esta manera, la distribución comprenderá por un lado el salón del Rectorado y las oficinas aledañas, y lo que se denomina la torre de dicha sede donde funcionan otras dependencias. “Se hará una refuncionalización, un nuevo ingreso y una distribución que llevará a las distintas áreas”, detalló.

 

Camoirano destacó en términos institucionales lo que supone “el proyecto de tener a todas las dependencias y los trabajadores del Rectorado en un mismo edificio”: “Favorece la comunicación, el trabajo cooperativo, la gestión de trámites y la articulación entre las áreas Académica, de Investigación, Extensión y Bienestar Estudiantil con las áreas de acompañamiento, de apoyo, como son las secretarías Económico Financiera, Administrativa y de Comunicación”.

 

Hizo saber que lo planteado es que, en primer término, se puedan mudar a la sede de Avenida Ramírez las dependencias que hoy funcionan en el anexo de calle Soler, “para garantizar más seguridad, una mejor calidad de servicio y de condiciones de trabajo”. “Contar con este edificio aporta al sentimiento de pertenencia de los trabajadores”, dijo.

 

También puso en valor lo que supone la obra en términos económicos: “Se invierten montos considerables en alquileres por lo que es una política sana construir, porque en el mediano plazo se genera una mejora importante en términos económicos”. El plazo inicial de ejecución, previsto en los pliegos es de cinco meses.