La doble vía entre la capital provincial y Oro Verde registra un grado de avance del 40 por ciento

La titular de Vialidad, Alicia Feltes, y el intendente de Paraná, Sergio Varisco, recorrieron los trabajos del acceso sur que se ejecutan con financiamiento del gobierno provincial y donde se torna imperioso encarar el traslado de cañerías de agua y cloaca que corren por cuenta del municipio.

 

En este sentido el intendente adelantó que se encararán en breve estos trabajos con sus propios equipos para evitar la demora que significaría un proceso licitatorio. “No queremos que el traslado de las cañerías demore el tema vial”, dijo el intendente.

 

En el lugar, Feltes precisó que el avance del acceso sur a Paraná “va muy bien porque lleva un 40 por ciento de ejecución”, destacó que el tiempo favorece su continuidad y adelantó que proyecta terminarla antes de los plazos establecidos. Igualmente, advirtió sobre la necesidad imperiosa de que el municipio realice el corrimiento de las cañerías de agua y cloaca para poder proseguir con los trabajos viales.

 

“Si no se hacen las cañerías no se puede solucionar los ingresos a las propiedades que es lo que nos está trayendo un poco de problemas. En el tema de cloacas también las cañerías van por los costados”, remarcó Feltes.

 

Sobre este punto, Varisco informó que el municipio realizará esos trabajos con sus propios equipos para darle mayor celeridad. “Restan hacer cuatro mil metros de cañerías que lo vamos a hacer con nuestra gente de Obras Sanitarias para evitar un proceso licitatorio que llevaría mucho tiempo. Esto lo vamos a hacer en tiempo y forma y no queremos que este recambio de cañerías de agua y cloaca demore el tema vial”, dijo el jefe comunal.

 

Feltes reiteró el buen ritmo de los trabajos y adelantó que se pretende terminar la obra antes del plazo estipulado.” Si todo va como va hasta hoy, nosotros en diciembre de esta año queremos entregar “, remarcó la funcionaria provincial y agregó: “Estamos muy orgullosos. Estamos parados sobre las conectoras de lo que será el acceso sur. Colectoras que, justamente para no romper y no pone vibradores que afectarían a las viviendas de alrededor, se buscó un sistema diferente en construcción. Es un sistema hormigón, pero lleva sobre una base con un tratamiento especial por lo tanto no estamos afectando al vecino”, indicó.

 

Explicó que se trata de una obra muy compleja porque es una ruta pero de acceso a dos ciudades, como Oro Verde y Paraná, y apuntó: “Vamos muy bien. Recorrerla con el intendente, como días atrás se hizo con la gente de Enersa, es para ir consensuando que nada nos paralice la obra”.

 

Informó en este aspecto la necesidad de realizar los trabajos de reemplazo de las cañerías porque las vigentes son obsoletas y están ubicadas en el medio de las calzadas. “Lo que hicimos es poner las cañerías al costado los cordones cunetas, por lo cual si algún día hay alguna rotura esto rápidamente se solucionará. El tema es que si no se hacen las cañerías, no se puede solucionar los ingresos a las propiedades que es lo que nos está trayendo un poco de problemas. En el tema de cloacas también las cañerías van por los costados. Es algo moderno para la ciudad de Paraná”, remarcó.

 

Un cambio para la ciudad

 

Por su parte, el intendente de Paraná dijo que esta “es una obra que cambiará la ciudad”, y recordó fue licitada a través de la Dirección Provincial de Vialidad, mientras que los trabajos complementarios corren por cuenta del municipio paranaense.

 

“Esto lo hablamos con el gobernador antes de asumir, y él privilegió a Paraná en este sentido porque esta obra va a transformar la ciudad, al igual que el acceso norte y otras obras que están en marcha”, indicó.

 

Detalló que se aprovechó esta construcción para cambiar la cañería de agua y cloaca y apuntó: “Una parte ya se hizo y restan hacer cuatro mil metros de cañerías que lo vamos a hacer con nuestra gente de Obras Sanitarias para evitar un proceso licitatorio que llevaría mucho tiempo. De esta manera también vamos a solucionar que en el kilómetro cinco y medio tengamos problemas de suministro por el poco diámetro de las cañerías. La mejora en el servicio de agua tiene que ver con esta obra que vamos a hacer ahora de camíbar las cañerías. Las actuales son cañerías de 400, así que esto lo vamos a hacer en tiempo y forma y no queremos que este necesario recambio de cañerías de agua y cloaca demore el tema vial”.

 

En relación a los plazos, aseguró que esos trabajos se harán “paralelamente a lo se está haciendo en el tema vial”. Detalló que una parte de agua y cloaca ya se hizo, que estuvo a cargo de la provincia, por el contrato que se tiene con el fiduciario, y apuntó que “falta un tramo muy grande que son cuatro mil metros de cañería de agua de 400 milímetros que lo vamos a hacer ahora”.

 

Los trabajos

 

La obra de rehabilitación y mejoramiento vial del acceso sur a Paraná contempla la duplicación de la calzada desde la intersección de las avenidas de Las Américas y Francisco Ramírez hasta la rotonda con Oro Verde, y se extiende hasta el Arroyo Salto.

 

También están previstas obras complementarias como pavimentación y desagües pluviales sobre barrios y calles de la ciudad universitaria de Oro Verde, entre otros trabajos.

 

La obra es ejecuta por el gobierno provincial y financiada a través de un crédito del Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional.