A una semana de la polémica intimidación contra Nik, el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, recurrió a las redes para quejarse por la “mala fe” en una carta Seguir Leyendo