Vecinos de la Terminal de Ómnibus trasuntan su disgusto por estado de calles y daños en viviendas

Alsina y Ruiz Moreno. El estado del pavimento de esa esquina y hasta de parte de la acera, es calamitoso. La Municipalidad de Paraná ha iniciado tareas que en verdad representan reiteradas intervenciones, como si los trabajos acometidos tuvieran un plazo perentorio brevísimo. La sensación es que las obras se hubieran concretado con materiales caducos o con procedimientos erróneos. Sucede a lo largo y ancho de la ciudad.

 

Los vecinos de la Terminal de Ómnibus de Paraná ya no saben a quién reclamar sus justas inquietudes. Desde viviendas con fisuras o rajaduras, veredas en pésimo estado, y calles casi intransitables, hasta la inseguridad e insalubridad imperante en la plaza adyacente.

Las fotos que ilustran la presente nota son demoledoras, irrefutables. Es como si hubiesen pasado unidades destructivas y devastaron ese sector lindante a las dársenas de micros que unen destinos interprovinciales y hasta internacionales.

 

No es la primera vez que lo reflejamos. Nadie se resiste al Archivo. Sin embargo, la Comuna genera la impresión que no cuenta con un organismo de supervisión y/o de fiscalización que compruebe exhaustivamente la calidad de los trabajos encarados.

Estas fotos, en pleno acceso a la Terminal, a muy escasas cuadras del macrocentro paranaense, no deberían registrarse. Pero la Capital de Entre Ríos posee calles que están sencillamente colapsadas y lo más grave es que no hay síntomas de metamorfosis.

 

Quizás deba suceder una tragedia. Tal vez deba ocurrir un luctuoso episodio para que se tome consciencia de medidas de prevención y un profundo estudio acerca del por qué las arterias, las vías lucen arrasadas, arruinadas.

Es insoslayable una toma de consciencia. Es forzoso que el intendente se haga cargo, salga a la palestra y cuente por qué son tan desoladoras las postales.

 

¿Será que Varisco sufre un boicot? ¿O simplemente se tratará de negligencia o hasta de una condenable malversación? Ya es tiempo de dar explicaciones.