Un estudiante crea una revolucionaria funda para el teléfono móvil

Philip Frenzel, un estudiante alemán de la Universidad de Aalen en la región de Stuttgart, fue galardonado con un prestigioso premio nacional de electromecánica por su prototipo de un protector para teléfonos móviles que, cuando detecta que se está cayendo, desplega ocho pequeñas y flexibles piernas en las esquinas.

 

Frenzel, de 25 años, afirmó a la prensa local que estuvo durante mucho tiempo pensando en cómo innovar en la protección de teléfonos móviles con un tipo de funda diferente.

Durante los últimos cuatro años ha creado diferentes versiones y ahora, con su producto finalizado, ha solicitado una patente al gobierno alemán.

 

Cuando el acelerómetro del móvil detecta una caída, envía una orden instantánea para desplegar las ocho patas y evitar que el aparato toque el suelo.

Las primeras ideas vinieron a Frenzel pensando en los airbags de los coches, y luego también experimentó con espuma protectora.

 

Lo ha llamado “Spider-App”, por su similitud con una araña y ha fundado una nueva compañía con un compañero con un grado de Economía para comercializar su nueva invención.

A lo largo de julio, aseguran que abrirán al público una campaña de financiación colectiva en Kickstarter para, con el apoyo de su universidad, poder convertir en realidad el producto de forma masiva.