Publicado el 23/11/2017 a las 23:01

Un espacio UADER para compartir saberes y trabajar por la comunidad

Un espacio UADER para compartir saberes y trabajar por la comunidad

La UADER inauguró en Paraná su primer Centro de Extensión Universitaria, que funcionará en la Escuela “Esparza” de barrio Mosconi. El objetivo es fortalecer la tarea en el territorio y vincular las carreras con problemáticas sociales.

 

Una jornada trascendente en su historia vivió la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER) el jueves 23 de noviembre, al dejar inaugurado en Paraná su primer Centro de Extensión Universitaria (CEU).

 

El nuevo espacio funcionará en la Escuela N°208 “Juan Carlos Esparza”, de barrio Mosconi, con el objetivo de fortalecer el diálogo académico con la comunidad, compartir saberes, profundizar el trabajo territorial y vincular a las carreras universitarias con las problemáticas sociales.

 

Este perfil de la tarea extensionista constituye un logro de política institucional en la UADER, a partir de la anterior y la presente gestión del rector, Bioing. Aníbal Sattler, quien le dado mayor impulso y ha bregado por jerarquizar el sector.

 

El proyecto del CEU fue trabajado desde la Secretaría de Integración y Cooperación con la Comunidad y el Territorio (SICCT), tras los propósitos de aportar a un recorrido cuya meta es la curricularización de la extensión; favorecer la integración de experiencias académicas con otros saberes; y fomentar el compromiso de estudiantes y docentes con la realidad social, entre otros aspectos.

 

Con financiamiento surgido a partir de una iniciativa que la Universidad postuló en una convocatoria de la Secretaría de Políticas Universitarias de la Nación, la Escuela “Esparza” puso en condiciones un sector de sus instalaciones (tres aulas y sector sanitario) para que allí puedan realizarse actividades surgidas de la articulación con las unidades académicas.

 Extension_Esparza_Noticia2

Inauguración

 

La inauguración del CEU se concretó con la presencia del rector; la responsable de la SICCT, Lic. Mabel Homar; la directora de la escuela, Prof. Hilda Leguizamón; la supervisora de Educación Primaria, Evangelina Campodónico; y el presidente de la cooperadora escolar, Juan José Martínez.

 

Del acto participaron además autoridades de Rectorado y las cuatro facultades; docentes, extensionistas, estudiantes y miembros de la comunidad barrial, muchos de ellos vinculados a instancias de capacitación que la Universidad ya ha articulado en el lugar anteriormente.

 

Al tomar la palabra, el Rector agradeció a Homar como “compañera de ruta” y a Leguizamón, “con quien hace varios años venimos trabajando en la escuela y hemos podido tejer lazos de confianza de los que hoy estamos cosechando”.

 

“Una de las ideas de este centro es que nuestros estudiantes lleven adelante prácticas educativas; es nuestra mirada sobre la educación pública universitaria, donde lo que llamamos ‘el aula a la intemperie’ también sirve para el proceso de aprendizaje”, afirmó Sattler.

 

Mencionó también la existencia de otras universidades del país que han dado “grandes pasos en extensión” al abrir centros de estas características; y que “la extensión se hace habitando el territorio, recorriendo, andando”.

 

A modo de ejemplos, el Rector habló de rastrillajes sanitarios, asesoramiento a emprendedores, apoyo escolar, abordaje de situaciones de violencia, propuestas para adultos mayores y nuevas líneas de investigación, “como parte de lo mucho que tenemos para dar a partir de las más de cien titulaciones de la Universidad”.

 

Para finalizar, vinculó la inauguración del CEU, “una acción modesta pero que apunta a grandes cosas”, con la efemérides del día anterior, 22 de noviembre, “cuando Perón decretó la gratuidad de la enseñanza universitaria y la Universidad se hizo pueblo”.

 

Más testimonios

 

Martínez: “A una persona como yo, nacida y criada en este barrio, lo que está sucediendo hoy me impacta. Como militante social que soy, creo que aún no tomamos dimensión de lo que significa traer a la UADER a esta zona de la ciudad, la más vulnerable”.

 

Homar: “Apostamos a que nuestros estudiantes se involucren en este Centro y lo habiten; que ellos proactivamente piensen lo que pueden hacer por el barrio y la comunidad. Creo que en la extensión recibimos mayores motivaciones que en el trabajo en el aula”.

 

Leguizamón: “Estoy emocionada y agradecida por concretar un sueño. Quizás quienes están sólo de paso por la escuela, no pueden valorar la importancia de que jóvenes y adultos puedan capacitarse aquí, cerca de sus casas”.

 

Campodónico: “Es emocionante el trayecto de esta comunidad con la Universidad. Quizás en 1999, cuando Hilda con un grupo de gente empezaron este proyecto educativo, no imaginaron que iban a firmar un convenio para este espacio de extensión”.

Fuente: Secretaría de Comunicación | comunicacion@uader.edu.ar

Etiquetas: , , , , , , , , , ,