Publicado el 21/4/2017 a las 14:38

Edgardo Buffa: “creo que la Asamblea Extraordinaria debe celebrarse en la APB”

Edgardo Buffa: “creo que la Asamblea Extraordinaria debe celebrarse en la APB”

El presidente de la Subcomisión de Basquetbol del Club Atlético Patronato, Edgardo Dante Buffa, dialogó con Cuestión Entrerriana. Un coloquio completísimo. “Radiografía” del baloncesto “Rojinegro” y “resonancia magnética” de la coyuntura que afecta al básquet local e indirectamente al provincial con una visión subjetiva clara, sin estridencias, transmitiendo conceptos muy templados, con los cuales se puede coincidir o disentir sabiamente. Obvio, lógicamente, se esperan réplicas. No nos cabe la menor duda que las habrá.

 

Buffa es el principal referente del básquet “Santo”, pero a la vez es vocal suplente de la Comisión Directiva y apoderado de la entidad ante la APB. Previo al desarrollo de la charla, era noble de nuestra parte valorar que en un Patronato con Fútbol de Primera, “sobrevivir” tan dignamente el básquet es loable… Nos imaginamos que no es fácil, sin ir más lejos, Boca Juniors en Capital no sabe cómo hacer para mantener la LNB.

 

El entrevistado abrió su alocución expresando “Patronato en fútbol esta hoy en el lugar soñado por todo club. Pero llegó allí por mérito deportivo y por el esfuerzo y trabajo incansable de mucha gente. Es un club profesional pero con mucho trabajo a pulmón y por amor a la institución. Cuando vos ves eso en un deporte tan profesional como el futbol de Primera División no es difícil transmitir la idea de que las cosas se consiguen trabajando.  Las disciplinas de Patronato se mantienen con mucho trabajo y como siempre decimos todos los años jugamos dos torneos, el deportivo y el económico”.

 

-Pero aparte, en Patronato se desarrollan otras disciplinas como el vóley, el patín, entre otras… ¿Cómo conviven junto al básquet?

-En Patronato se desarrollan muchas disciplinas y cada una de ellas con su modelo de autogestión. Además de las que nombrás están el futbol infantil, el softbol, natación y las artes marciales y la Subcomisiones de Natación y de Damas, y hay que acomodarse. Quizás la convivencia más complicada es la que tenemos Patín, Vóley y Básquet por el hecho de ocupar el mismo espacio, y que el mismo trabaja a “piso caliente”, entonces el más mínimo desajuste o cambio en el desarrollo de una actividad impacta en las otras. Desde el básquet hemos apuntado a orientar la discusión y el trabajo a la generación de nuevos espacios debajo de las tribunas y en un playón exterior, pero la verdad que necesitaríamos otro gimnasio cubierto y por supuesto un piso deportivo

 

-Te pregunto, francamente, pues pienso que tras el fútbol, el basquetbol es el deporte con más jugadores Federados y por ende, le otorga a la entidad nuevos socios que la nutren, más allá de los ingresos por estar en Primera de AFA…

-La masa societaria del club ha crecido, pero es un club popular, de gente trabajadora, donde el ingreso por socio, y en especial el deportista es muy accesible ($60,00 mensuales), y ningún ingreso le hace cosquilla al futbol profesional, más allá de la austeridad y responsabilidad con que se manejado siempre y que le ha permitido pasar con cierta tranquilidad la reciente crisis de AFA.

 

-¿Qué poder de decisión autónoma tiene el básquet “Rojinegro” en materia de resoluciones inherentes al manejo de la actividad en el campo asociativo? ¿Hay alguna intervención directriz?

-El básquet, como las distintas disciplinas del club se manejan con mucha autonomía. En nuestro caso nosotros fijamos y cobramos la cuota deportiva, elegimos el cuerpo técnico y corremos con todos los gastos de la disciplina (técnicos, árbitros, asociación, compra de elementos de práctica y reparación  y mantenimiento de las instalaciones). Aproximadamente el costo por jugador hoy ronda los $550,00 y la cuota deportiva es de $350,00, así que hay que generar permanentemente actividades para cubrir esa diferencia. El aporte del club se hace sentir cuando se realiza una obra, como por ejemplo con el arreglo del techo que se hizo la segunda parte del año pasado, y también con la posibilidad de atender cantinas partido por medio de los torneos AFA

 

-Por un lado, la pregunta procura a develar una incógnita en cuanto a si la Mesa Directiva del Club conoce o no la coyuntura por la cual atraviesa el básquet; y por el otro, cuánto apoyo hay de la institución en cuanto a la evolución indispensable de la infraestructura para poder crecer…

-El club ha dado un salto gigantesco en su principal disciplina. El mérito deportivo que lo llevo al primer nivel nacional le exige inversiones importantes en infraestructura, y el tiempo para hacerlo ha sido muy poco. Es inimaginable el costo de jugar en máximo nivel y Patronato puede hacerlo por el trabajo de mucha gente. Lo que en muchos clubes profesionales lo hacen personas contratadas en el club lo hacen colaboradores. El club sabe de los problemas que tenemos tanto por no contar con un piso deportivo, como de la insuficiencia del gimnasio para las tres disciplinas que alberga, y en la medida de sus posibilidades ha venido prestándole atención con hechos como el arreglo o sobre techo del polideportivo cubierto y el aporte que realizo para construir el playón exterior. ¿Alcanza? Por supuesto que no, nunca alcanza, siempre hace falta más. La cuestión está en si esas cosas que faltan nos mueven a la crítica o al compromiso. El básquet de Patronato ha optado por el segundo camino y permanentemente nos planteamos como podemos avanzar mancomunando esfuerzo con el Club.

 

-Ya que hablamos de infraestructura, me imagino que se planifican nuevas comodidades para que en especial el básquet pueda llevarse a cabo con el mayor confort, y a la vez se beneficie el fútbol para previas a encuentros de AFA y/o entrenamientos en días lluviosos…

-El piso deportivo es el gran anhelo del básquet. Pero Patronato como muchos clubes de Paraná tiene problemas de insuficiencia de la infraestructura. Era impensable el piso deportivo hace apenas un año cuando el gimnasio se llovía. Hoy con el techo nuevo en una parte y reparado en otra es posible, y daría un salto de calidad a la práctica. Pero seguiría presente el problema de insuficiencia de los espacios. Hoy Patronato necesita también otro espacio cubierto de práctica deportiva. Para la segunda mitad del año tenemos que renovar la subcomisión y el momento esperamos coincida con la regularización de la situación económica del futbol  AFA.  Quienes estamos hoy en la subcomisión lo hemos charlado mucho y los que nos motivaría para seguir dando el mayor esfuerzo sería poder aspirar a trabajo mediante concretar estos anhelos. Vamos a plantear una propuesta de trabajo ambiciosa, que va a requerir del apoyo del club, y del Estado, pero que la idea es  sustentarlo a partir del  trabajo de la gente que hace grande el club a diario. Vamos a plantearlo, conversarlo e intentar convencer al conjunto.  Seguramente a mitad de año tengamos otra charla pero específicamente en este sentido.

 

-¿Qué postura llevaría a la Asamblea el presidente? ¿Iría a escuchar y evaluar, o a votar directamente pues ya tiene su punto de vista respecto al tenor de los acontecimientos?

-Nos interesa conocer la opinión de todos. De hecho estamos conversando y evaluando con los distintos clubes y vamos hacerlo hasta el momento de votar. No tenemos posiciones cerradas, si una  idea de la competencia  deportiva y una historia que la avala. En Patronato creemos en la competencia de base. Nada bueno se construye sin buenos cimientos, y creemos en el mérito deportivo como medio para dirimir los ascensos y el pase de un nivel de competencia a otro. La principal disciplina del club nació en el barrio y llegó al máximo nivel de competencia nacional en base al mérito deportivo, acumulando ascensos. Si alguna otra disciplina del club llega a un nivel más importante va a ser siguiendo el mismo camino. En la asamblea vamos a ir con una postura abierta, pero con esta, nuestra identidad irrenunciable.

 

-Volviendo al rol dirigencial…, te pregunto lo mismo que a tu par del CAE ¿Cómo se hace para dedicarle el tiempo imprescindible a tu desempeño como dirigente y alternarlo con trabajo profesional, familia, descanso, recreación, etc?

-El acompañamiento y el apoyo de la familia es fundamental. Mis dos hijos varones juegan en el club, mi esposa fue una de las impulsoras de mi incorporación a la subcomisión allá por 2011 y por ahí se ve en algunas fotos a mi hija menor trabajando en las cantinas. Yo soy la cara visible, el que habla mucho en las reuniones pero atrás está el acompañamiento y trabajo de toda la familia que comprende que se renuncia a algunas comodidades económicas por otras cosas que realmente tienen valor. Y es una situación similar de todos los que acompañan en la subcomisión y equipo de trabajo. Somos una gran familia compuesta de varias familias, en un club de familia: Patronato de la Juventud Católica.

 

-Patronato ha sido en el último lustro uno de los clubes locales que más prioridad le puso a participar de encuentros interprovinciales… ¿Nunca pensó en jugar Liguilla?

-Este año todas las categorías van a ir a jugar un torneo y compartir una convivencia. Premini, Mini y U13 van a ir La Unión de Colón a quienes recibimos el año pasado en el Encuentro que organiza el Mini básquet de Paraná. U15 y U17 van a ir a los torneos del Club San Jorge. Para financiar esos viajes los chicos trabajan durante el año en distintas ventas que se organizan y algún evento especial. En todas estas actividades una parte del producido queda para mejorar las instalaciones del Club y otra parte va a la cuenta del viaje de cada chico. Un sistema similar implementamos con la indumentaria. Pero es el esfuerzo de todo el año para realizar un viaje. Una liguilla provincial es otra cosa. Primero estos torneos son por invitación, son competencias de un fin de semana para confraternizar. Una liguilla es una competencia de segundo grado a la que nos gustaría llegar por mérito deportivo, y no solo  por ser  un club que eventualmente pueda costearla.

Y este aspecto, el costo también es fundamental. Nuestros chicos para ir a Colón recorrerán 500 Km, Estudiantes de Paraná por citar un ejemplo recorrerá entre fase regular y dos cuadrangulares aproximadamente unos 4.417 Km.

A valores de mercado hablamos de una cifra que se ubica entre los $140.000,00 y $150.000,00. A nosotros nos sería muy difícil reunir ese dinero año a año.

Pero si hoy lo reuniéramos la prioridad sería otra, estaría enfocada en mejorar la infraestructura. Para que nos planteáramos jugar una liguilla en el formato actual tendríamos que convertirnos primero en uno de los mejores de Paraná, demostrar en el Torneo Local el merecimiento deportivo. Mientras tanto vamos a priorizar siempre lo institucional que nos ayude a crecer, siempre con el objetivo de mejorar.

 

-Tu entidad ha conseguido armar una cantera con prometedores pibes… ¿Cómo contener a esos proyectos de cracks y/o qué resarcimiento tiene la institución por esa formación en el caso de irse?

-En 2015 Patronato tuvo por primera vez un jugador en una selección provincia (U13), y volvió a repetir con otro jugador de la misma categoría  en 2016. Para nosotros es un aliciente a seguir trabajando en la misma dirección. Para retener estos chicos tenés que crecer en lo institucional, en la infraestructura y en lo deportivo.  Hemos orientado el esfuerzo en ese sentido y por supuesto nos gustaría que nuestros chicos jugaran siempre en el Club. Pero también hay que ser conscientes de sus posibilidades y que el objetivo del Club es prepararlos para crecer. Creo que el tema pasa por dialogar con los padres y con los chicos que tienen alguna proyección para que si tienen que dar un salto, lo den en el momento oportuno y en la dirección correcta. Nada nos daría mayor orgullo que dentro de algunos años pudiéramos ver un jugador formado en el Club en la Liga Nacional o TNA.

No compartimos en cambio el apurar los pasos, el hacerle la cabeza a los chicos, el ofrecer unas zapas increíbles como zanahorias, o incentivarlos a cambiar de colegio, amigos y costumbres cuando aún tiene mucho por vivir en su medio. Estas experiencias generalmente dan poco resultado en lo deportivo y un saldo negativo en lo humano.

La falta de resarcimiento económico o reconocimiento de derechos formativos es un déficit del básquet, y tenemos el ejemplo del futbol a mano para analizar. En la APB en algún momento trabajamos el tema y hubo algún proyecto con estado legislativo tanto en la Provincia, como en la Nación.

Pero te imaginas que ignotos dirigentes de clubes chicos no podemos lograr mucho en estos temas, pero estaría muy bueno que dirigentes que se reconocen importantes lo pusieran en agenda.

 

-Día a día es cada vez más complejo para el papá y la mamá, o hasta para los jóvenes y Mayores independientes, afrontar los costos que tiene jugar al básquet. Cuota societaria, arancel anual por seguro/carné, arancel mensual, indumentaria, calzado, traslado, salud, higiene de ropa y personal, valor de entradas, etc… ocasionan trastornos en las economías hogareñas. ¿No sería coherente apelar a un sinceramiento, y afrontar un debate para ver cómo se puede modificar este complejo escenario?

-Estamos convencidos que por ahí deberían comenzar las discusiones. Si nosotros queremos consolidar el básquet como un deporte que trascienda al conjunto de la sociedad, debemos organizar competencias accesibles  económicamente  para el conjunto de la sociedad. En esto fortalecer la competencia de base es fundamental. A todos los costos que vos le sumas debemos sumarle el traslado, la alimentación cuando debemos recorrer largas distancias. Un chico de Patronato va a jugar a Echagüe, Talleres u otro caminando, puede alimentarse antes y después de la competencia en su casa, le basta una botellita de agua. Para otro club puede que necesite tomar un cole (y esta el BEGU), en cambio para ir a jugar Zaninetti o Capuchinos tiene que recorrer más de 500 km y alimentarse fuera de su casa. La primera competencia debería ser lo normal, la segunda la competencia de un grado superior, una de las que se acceda por mérito deportivo.

Yo siempre pongo un ejemplo. Si 18 equipos de los que juegan el torneo local quisiéramos hacer el periplo que hace Estudiantes en la actual liga provincial de formativas deberíamos recorrer  79.596 Km, a un costo de mercado d $2.544.192,00.-

Supongamos por un momento que vienen José Gómez y Atilio Carboni y nos dicen muchachos la plata esta, ponemos la mitad la Provincia y la mitad la Municipalidad. ¿Cuál sería el mejor destino de ese dinero? Que todos juguemos la liga provincial de formativas, o que sumemos dos espacios deportivos de calidad por año.

Hoy leía en el Face una nota que hacía referencia a que en una playa de calle San Martín todavía están pintadas las líneas del Club Hindú. No tendríamos que orientar nuestros esfuerzos a recuperar Hindú, a que vuelva el Básquet en Universitario, en potenciar la historia de Palermo. En sumar San Benito, Oro Verde, Colonia Avellaneda.

En pensar en un nivel de competencia que integre las escuelitas municipales, y en integrar a estas a los clubes, algunos de los cuales tienen un espacio importante como Sportivo Urquiza para explotar.

Como decís en Cuestión Entrerriana permanentemente, hace falta debate, y para nosotros hace falta debatir esto.

Porque por ahí no venden los espejitos de colores y nos dicen la competencia federativa es de nivel superior a la asociativa y yo me pregunto: ¿y con eso qué?

Porque si el criterio es solo ese, quien podría dudar que una competencia FIBA es superior a la Federativa  y no veo a nadie proponiendo un torneo de libre acceso en formativas a nivel FIBA.

Hay un problema de competencia o mejor dicho de ausencia de competencia en un sector importante de la provincia, pero cuidado con establecer una solución uniforme y aplicarla allí donde el problema es otro.

Si tenes tos te podes tomar una medida de whisky con miel, pero si tenes tos y fiebre puede  no ser lo más indicado la mezcla de whisky con paracetamol o ibuprofeno.

Y lo digo no sólo porque se pretende aplicar una receta uniforme a clubes como los de Paraná que tienen otro problema, sino también por los 5 clubes que la liguilla provincial de formativas ya dejo en su camino al comienzo de la tercera edición.

Es necesario, como decís en tu Diario, sincerar y debatir.

 

-Ya que estamos hablando de los padres… Año a año crece la intolerancia de familiares de jugadores y hasta de dirigentes respecto al desempeño de los árbitros. ¿Puede ello tener relación con que los padres ven la inversión volcada en sus hijos para que jueguen y sobre todo se diviertan junto al básquet, y hay arbitrajes que generan esos disgustos a veces incontenibles?

-Yo no lo veo tanto ligado al arbitraje – donde seguro hay cosas por corregir -, sino al crecimiento de la intolerancia en la sociedad. Lo sucedido en el Estadio de Belgrano de Córdoba es una muestra del horror hacia a dónde vamos sino corregimos rumbo como sociedad. Llegamos a las canchas muchas veces con las redes de contención hechas un colador y encontramos rápido el disparador.

Fíjate en el tema central que nos convoca – el conflicto APB- FEBER- cuantas palabras de más se han dicho, y paralelamente cuantas palabras necesarias han estado ausentes.

No escuchamos al otro, no hacemos el esfuerzo por comprender su posición, sino que buscamos argumentos para descalificar su pensamiento.

 

-Los jueces perciben una interesante suma de retribución por sus servicios y hay tiras en las cuales un mismo árbitro recauda una cantidad de dinero que asombra viendo las canchas semivacías y/o los gastos que genera “abrir” la cancha para la competencia con todas las formalidades reglamentarias… Coincidentemente, después, ese mismo árbitro suele, por el agotamiento acumulado, cumplir una labor muy criticada especialmente en los encuentros de cierre. ¿Concebís como normal que ocurra esto?

-Para nosotros que tenemos que afrontar el pago es una suma importante, no se sí para ellos que la perciben tiene la misma importancia. Y lo digo porque si fueran tan bien remunerados debería haber exceso de árbitros y sin embargo nos encontramos con la situación que describís de personas que cobran muchos partidos, y que por supuesto con el agotamiento físico disminuye la concentración. Llegan al partido más importante muy agotados.  No debería ocurrir, es un tema que hay que abordar, aunque en lo personal no puedo aportarte mucho en la respuesta.

 

-¿Convenís en que el Cuerpo Colegiado de los árbitros es el mejor organizado pero, contradictoriamente, ese recambio no ha traído evolución en la calidad del referato?

-Si están muy bien organizados, trabajan mucho en su capacitación. No soy una persona que tenga muchos años en el básquet – me acerque como papá – y no puedo ser concluyente en este punto. Creo sí que a nivel sociedad hemos retrocedido en capacitación y es posible que el referato no sea la excepción que confirme la regla.

 

-Habría clubes con fuertes deudas u obligaciones contraídas ante la APB. ¿Qué reflexión te merece ello? ¿Patronato está en orden respecto a sus números para con la Asociación?

-Conozco el esfuerzo que hace mucha gente en los distintos clubes para que se pueda jugar al básquet, sé que le ponen el cuerpo y también que sacan de su bolsillo. Desconozco la situación de los clubes con la APB, y creo que sería un error intentar ir en busca de ese elemento u otro para descalificar una opinión de cualquier dirigente que hace un esfuerzo enorme para sostener la actividad. Creo que es parte de la intolerancia que te hacía referencia. Nos llenamos la boca hablando de democracia pero cuando debemos reconocer al otro, al que piensa distinto buscamos algo para descalificarlo. Debe a la APB por eso cuestiona a la Feber, no le cobran una multa o lo tienen prendido con la liguilla por eso cuestiona a la APB. Y ojo, no pasa solo con los dirigentes, pasa también con los periodistas. Con este no hablo porque le hace prensa aquel, o porque sus hijos esto o su marido aquello. En mi opinión podemos intentar justificar estas actitudes con mil excusas, pero en el fondo es no reconocer al otro.

Respecto de la situación de Patronato, nosotros hemos pasado por dos etapas muy complicadas. Una en periodo 2010/2011 con deudas en todos los estamentos (árbitros, APB, Técnico). Fue la situación en que nos hicimos cargo y la fuimos regularizando de a poco y trabajando mancomunadamente con quienes estaban antes y siguieron con nosotros. Y esto lo digo porque es muy fácil ser espectador. Cuando a un club le va mal todos nos fijamos en el que está en ese momento ¿y el resto? ¿Y si el tema es que no podía solo o eran muy pocos? Generalmente el dirigente de club pone hasta donde le da, y cuando no le da más le caen los que la miran y la comentan.

El segundo periodo complicado fue el año pasado donde hubo un retraso importante en el cobro de las cuotas deportivas, y donde las actividades para recaudar fondos no rindieron en todas las oportunidades como se esperaba. Pese a esas dificultades siempre estuvimos al día en el pago de profes y árbitros y cuando el dinero no alcanzó la variable de ajuste fue el gasto asociativo, y nunca el ingreso de un trabajador.

En la situación de los clubes se produce generalmente un desfasaje entre los gastos que son mayores a principio de año (inscripciones, tickets, gastos asociativos de los periodos de receso, inicio de temporada con pocos jugadores) y los ingresos que comienzan bajos y van creciendo a lo largo de todo el año. En esa situación, y con la totalidad de los jugadores declarados previo al inicio de su participación en el torneo – y esto lo digo porque fue una posibilidad que la Asociación le dio a los clubes de jugar y regularizar las inscripciones para la próxima fecha – la diferencia entre el saldo deudor que arroja la cuenta corriente del sistema de APB y los importes que desde el club hemos transferido y están pendientes de acreditación está alrededor de los $4.000,00. Este monto comprende un grupo de carnet y una inscripción de categorías ($1900,00) que nosotros estimamos que no nos corresponde abonar – se están haciendo los chequeos correspondientes – dos carnet que pagamos a inicio de temporada de chicos que después no hicieron el pase y están jugando en otro club y que entendemos no nos corresponde abonar a nosotros, y el saldo de algunos pases que si bien son responsabilidad del club, van siendo pagados en cuotas por los propios jugadores ante la asociación.-

No estamos para tirar manteca al techo, pero si en una situación consolidada  y que creería no dista de la del resto de los clubes.

 

-Inevitable reformular dos preguntas entonces… Hablás de “periodistas”… Sería regio contar con sus nombres para evitar la generalidad, pero básicamente te consultamos, ¿incluís a Cuestión Entrerriana en esa globalización? Por otra parte, la pregunta respecto a la situación de Patronato fue justamente porque en los corrillos de nuestro básquet se habla que la entidad en la cual te rompés el lodo, adeuda más de cien mil pesos a la APB…

-Me refiero a que leo todo lo que escriben los periodistas, y trato de analizarlo. Si vos escribís algo trato de analizar lo que decís, no me cierro en la fácil de pensar que ‘los hijos de Pancho juegan la Liguilla y por eso escribe esto’. Porque si entramos en esa con cada dirigente, con periodista o con cada actor en esta situación no hay posibilidad de dialogo. Si quiero que el otro escuche mi posición, tengo que respetar primero la de él. A eso me refería.

Y la referencia a la deuda de Patronato la he escuchado de mucha gente. El tema es que nadie te consulta si es real. Ni siquiera interesa si tenés un problema o no. Hay un dato que sirve para descalificar y se lo hace circular. Todos sabemos los problemas que tienen los clubes y lo que hay que hacer para llevarlos adelante. Si alguno viniera y se juntara con nosotros y viera la cuenta corriente de Patronato vería que hay depósitos de diciembre por ejemplo que se acreditaron en febrero. Y eso tiene que ver con que el que deposito por ahí se fue de vacaciones, la APB estuvo cerrado y se fue a hacer el trámite de la acreditación (expedición de boleta) recién en febrero. Pero no interesa averiguar, sino descalificar al otro para no tener que discutir con seriedad su posición.

Se analizan cambios todos los años. El mayor inconveniente es la escasa infraestructura. Algunos clubes podrían jugar el sábado de mañana, otros no podemos. Algunos tenemos algún horario disponible los domingos, pero otros tienen básquet Femenino o Voley u otra disciplina. Yo estoy convencido que el problema fundamental de Paraná no es la competencia, sino que la insuficiencia de infraestructura la que limita la competencia. Es un punto discutible por cierto. Pero discutamoslo seriamente, no respondamos a eso que la falsedad de que Patronato debe $100.000,00 y por eso plantea esto.

 

-¿Esos compromisos postergados pueden, directa o indirectamente generar alguna relación con el apoyo irrestricto a lo que propone y resuelve el Consejo Directivo?

-La Asociación se reúne semanalmente con la presencia de todos los clubes prácticamente durante diez a once meses al año. Yo no participo siempre de las reuniones, pero cuando he participado he observado discusión, intercambio de opiniones y resoluciones generalmente por consenso. En este medio se han publicado algunas intervenciones mías que han sido críticas en algunas cuestiones. Pero una cosa es discutir en las reuniones y otra muy distinta desconocer afuera lo que se ha resuelto. Desde Patronato no acompañamos con nuestro voto la elección de la anterior Comisión Directiva ni la de la actual, pero nunca desconocimos lo que resolvieron y eligieron el conjunto de los clubes y nos pusimos a trabajar aportando lo poco que podemos.

Yo no observo apoyo irrestricto de parte de los delegados, sino discusión y participación, y no desvalorizaría la opinión contraria de ningún par por ninguna cuestión, porque en el fondo pienso que están la misma, trabajando para llevar las cosas adelante, solo que con otra idea distinta a la mía

 

-¿Cuánto le sale a Patronato abrir la cancha, monto promedio, para cada tira o jornada competitiva?

-Una fecha completa, de un equipo por categoría de Premini a Primera división ronda entre $8.000 y 10.000,00 pesos. En nuestro caso depende de donde jugamos con Primera División y U19, aunque este torneo esto último lo dividimos por los tres clubes que integramos la fusión. De toda la fecha sólo recaudas en la tira del sábado y una buena jornada te puede dejar $7.000,00 y si la jornada no es buena podes andar en la mitad.

 

-Perdón… no entendí lo de “La Fusión”…

-Nosotros el año pasado jugamos con nuestra U19 fuera de Patronato. Este año se armó un equipo que es fusión de San Martín, Patronato y Neuquén y esos gastos si bien están en nuestra cuenta corriente, se dividen entre los tres equipos.

 

-¿Cuánto dinero invierte la Subcomisión en concepto de entrenadores?

-El presupuesto mensual nuestro esta en los $55.000,00, y entrenadores y árbitros implican más del 80%.

 

-Ganan los árbitros, ganan los técnicos, los dirigentes suelen poner plata de sus bolsillos o firmar garantías, los padres ya no saben qué hacer con tantos egresos… ¿Se puede seguir así?

-Uno que está en un club que tiene una disciplina híper profesional aprende a verlo con cierta naturalidad a esto. Los clubes somos asociaciones civiles o mutuales sin fines de lucro y la función del dirigente parte de un compromiso social y/o de devolver lo que recibió del club en su momento. Yo siempre recuerdo a José Ringlofer, un vecino de Viale que había cerrado la parte de atrás de su Jeep y le había puesto banquitos  y nos llevaba a los torneos libres de las escuelas rurales, o a  la gente del  Viale F C que tanto esfuerzo hacía para que pudiéramos jugar en la Liga Paranaense de Futbol. Uno trata de devolver eso, en mi caso no el club que me lo dio, sino en Patronato que es el Club al que me acercaron mis hijos.

Pero sí coincido en que hay que rever los costos. Y el formato de torneo que adoptemos tiene una injerencia directa en los costos. Si hoy pedís un presupuesto en una empresa de transporte esta entre $32,00 y $35,00 el Kilómetro. Entonces no es lo mismo si podes ir caminando a jugar o utilizar el BEGU, que si tenes que recorrer 500,00 Km. Algunos padres podrán pagarlo, algunos padres podrán acompañarlos, pero sinceramente no descreo de quienes me dicen que todos pueden pagarlo, que todos los padres están chochos y los acompañan a todos lados, solo que la realidad, el entorno en que me muevo es otro, y un buen formato deportivo debe –en nuestra opinión – contener a todos, y no establecer barreras económicas

De hecho se sigue, sólo que si tomamos el camino más costoso, el más largo, vamos a demorar más y corremos el riesgo de perder gente en el camino.

 

-¿La APB ha intimado a que se pongan al día las instituciones morosas?

-En las reuniones se insiste permanentemente en el tema. En nuestro caso tanto cuando estaba Pascual Pasarella, como el año pasado hemos tenido reuniones por el tema económico, y hemos garantizado con cheques personales los atrasos. He notado una preocupación de la APB por sostener los clubes, tanto ante dificultades económicas, como en casos de dificultades deportivas.

 

-¿Qué reflexión podés tributar respecto al conflicto entre APB y FBER?

-No quiero extenderme mucho, pero creo que lo más importante a solucionar es lo deportivo. Incluso en el otro terreno – el institucional – las observaciones o cuestionamientos que señaló la APB sobre la cuenta corriente, el revisor de cuentas y tesorero que eran empleados y alguna otra cuestión se han solucionado. Creo que queda en este punto lo del Albergue Deportivo de la Federación construido en un terreno particular o que aún no se ha transferido a la misma y el tema de la supuesta deuda de carnet que está en el ámbito judicial.

Resta lo más importante a mi entender, que es lo deportivo. La Provincia tiene una realidad compleja, no uniforme. Hay clubes que por su ubicación geográfica tienen problemas de falta de competencia y a esos clubes el formato de la liguilla le soluciona un problema. Ojo, a los que pueden jugarla, porque no le soluciona el problema por ejemplo a Vélez de Chajarí, o a Pueblo Nuevo por citar dos de los cinco clubes que dejaron de jugarla.

Por otro lado tenés la realidad de la costa del Paraná, o de parte de ella, que tiene una competencia atractiva y que hoy la limitante para hacerla más atractiva es de infraestructura y de medios económicos.

Entonces a mi entender ante una realidad que no es uniforme es un error pretender darle una solución uniforme. La obligación de un dirigente ante un problema es trabajar en su solución.

 

-¿Cuál es tu parecer acerca de la suspensión por 90 días decretada por la Federación, sancionando a la Asociación capitalina?

-En primer lugar no creo que las suspensiones solucionen algo. Si buscan en las actas de las asambleas de la APB podrán encontrar mi posición sobre las suspensiones que las mismas trataron. En segundo lugar es difícil clasificarla. ¿A quién afecta? Es como que dijeron desde FEBER vamos a suspender todo aquello en que no tenemos un interés directo. Los únicos suspendidos son los chicos de Paraná que podrían jugar un hipotético campeonato entrerriano de selecciones, lo demás todo sigue igual.

 

-Olimpia hizo pública la nota presentada ante la APB, en rechazo a la postura de declarar persona no grata al Dr. Arnoldo Abasto, destacando que esa moción no se votó de manera unánime como dijo la APB en un Comunicado, y reprobó celebración de una próxima Asamblea para tratar una hipotética desafiliación. El CAE adoptó idéntico posicionamiento. ¿Cuál fue la concreta posición del Club Patronato?

-Dos cuestiones previas. En este conflicto del que hablamos se suspendió un Torneo Entrerriano de selecciones de chicos de 13 años y se jugó un torneo “amistoso por invitación” excluyendo a los chicos de Paraná.

Después hay clubes que no hablan en las reuniones y sus dirigentes mandan correos privados a los clubes o a los periodistas sembrando dudas sobre otros clubes o sus dirigentes.

Esas cuestiones me parecen más graves que una declaración que emitió un ente diciéndole a un dirigente que no era bienvenido a su casa luego que este votará su desafiliación.

Puede ser correcta o incorrecta la decisión, pero se votó así. En mi opinión personal no suma, como no suman muchas otras cosas, incluso la reacción de Noldy o la nota de Olimpia.

Y lo digo acá, porque lo dije en la reunión en que se trató la nota de Olimpia y porque conozco a su presidente desde hace mucho tiempo. Creo que la cuestión y los clubes representados en el Consejo Directivo de la APB merecían mucho más que una nota. Si tenía algo que plantear Walter debió ir a la reunión y plantearlo. Hubiera sido interesante intercambiar opiniones respecto a este conflicto donde él ha participación directa o indirecta como dirigente deportivo y también como funcionario público. Y este último punto me refiero a la solución que se llegó con la FEBER por la deuda que mantenía con el ex Banco Municipal, y dado que temporalmente coincidió con la decisión de la FEBER de dejar fuera del Entrerriano de U13 a Paraná, si se trató ese tema Patronato estuvo en la reunión, y cuando se propuso el tema y se trató no formulo ninguna objeción, como no lo hizo ninguno de los presentes.

 

-Perdón, pero Ud. dice “luego que este votara su desafiliación…”, y/o añade, “pero se votó así…”. Pregunta concreta: ¿se votó? CAE y Olimpia dicen que NO SE VOTÓ…

-Primera cuestión, yo no estuve en la reunión, y me expreso por lo que dice el Acta. Segunda cuestión, en la reunión siguiente Olimpia envió una nota diciendo que no había votado, y en la reunión el secretario del Club dijo que la delegada no había votado ni a favor ni en contra. Eso dice el acta. Desconozco que el CAE haya pedido la rectificación del acta.

 

-Lo entiendo, ahora bien, su delegado, ¿qué dice? ¿Qué se votó entonces la moción de declarar persona no grata a Abasto?

-Si nosotros entendiéramos que no se votó hubiéramos cuestionado el acta. Hasta donde conozco el único que lo hizo fue Olimpia mediante una -nota, y en el acta de la reunión en que se trató Olimpia dijo que no había votado a favor ni en contra.

 

-¿Qué esperás pueda llegar a suceder en esa Asamblea de persistir la idea de celebrarla?

-Creo que la Asamblea debe celebrarse, y va a ser una buena oportunidad para que los clubes analicen la situación y fijen las directrices del camino a seguir.

 

-¿Cuál es tu visión de los pasos y/o procedimientos jurídicos que se están ejecutando?

-Creo que la denuncia ante el Inadi por lo sucedido con la suspensión del Entrerriano U13 y la celebración de un “amistoso por invitación” excluyendo a los chicos de Paraná era una medida absolutamente necesaria para marcar un límite a algunas posiciones: el límite son los chicos, y con ellos no.

En su oportunidad fui a la Audiencia en el Inadi. Son audiencias públicas, donde cualquiera puede participar. Fuera de la APB y la FEBER estábamos el “Chungo” Butta y yo. Ahí propuse que como medida para comenzar a desandar el camino erróneo recorrido la FEBER organizará en la primera mitad de año un Entrerriano U14 para que aquellos chicos vivieran la experiencia que los errores de los grandes le habían quitado. Desgraciadamente no se avanzó en un acuerdo.

La otra causa vinculada a la supuesta deuda de carnet o ticket anuales tengo entendido que está en etapa de prueba. Tengo entendido que allí la Feber no reclama los 2600 jugadores que sostenía Abasto en un principio, sino algo así de 1400, y la APB sostiene que son 1076. Ahí son números y cuestiones de prueba, y en este punto saldrá seguramente a luz una verdad incontrastable.

 

-¿Has indagado las consecuencias que podría acarrear una eventual desafiliación?

-Por formación profesional no necesito indagar mucho. Desde algunos dirigentes se agiganta el fantasma de la desafiliación y llaman a los dirigentes de los clubes diciéndoles que no van a poder jugar esto o aquello. Hay muchos clubes que no jugamos esos torneos, y la propuesta de Feber nos pone en riesgo de quedarnos sin el torneo local, o de jugar un torneo local devaluado entre semana, imposible de sostener desde lo económico. Somos muchos los que venimos diciendo esto desde hace tiempo y nadie se ha comunicado de forma alguna con nosotros, es como si no le interesáramos. Ninguno de los dirigentes locales que manda correos a los periodistas deportivos y a otros periodistas sembrando dudas sobre la situación de nuestro club o sobre el accionar personal de quienes somos delegados se ha comunicado con nosotros, nos ha consultado sobre nuestra situación o sobre nuestra opinión. Siembran la duda en privado, callan en público y después agitan la campaña del miedo en las directivas de los clubes.

 

-Cuestión Entrerriana con quién habló, salió a la palestra, sostengo que no está bueno generalizar el tema “periodistas”. La prueba irrefutable es la nota que estamos realizando y que siempre puse nuestro espacio a disposición. Ahora bien… ¿Serías tan amable de decirnos entonces, desde tu óptica ilustrada, cuáles serían las consecuencias de que Paraná se desafilie?

-No estoy siendo claro o no se está entendiendo la idea. Yo estoy analizando la conducta de nosotros los dirigentes, no de los periodistas, y ahí digo que es un error descalificar a un dirigente porque tiene una supuesta deuda con la APB, o un supuesto interés en la Federación. Y es error que adoptemos la misma conducta con los periodistas, de descalificar lo que opinan diciendo si es de este club, o trabaja para  aquel.

Por otra parte, cuando vos dejas de pertenecer a un ente. No sos más parte de ese, ni los entes superiores que ese integra o de los cuales está afiliado. Por eso hablo del fantasma de la desafiliación. El básquet de Paraná quedaría reducido a su torneo local y a eventuales competencias con otros entes u asociaciones. No participaría de las liguillas provinciales y no participaría de los entrerrianos de selecciones, aclarando que respecto de estos últimos la Fber ha declarado que no está obligada a hacerlos, y el último lo  organizaron de manera “amistosa” para que no juegue Paraná. En nuestro caso particular hoy no estaríamos en condiciones de jugar en el sistema de liguilla, y una liguilla con muchos equipos de Paraná nos pondría ante un torneo local devaluado, jugado entre semana, difícil de solventar económicamente, el que también sería muy difícil jugar. Pero que nosotros digamos que no vamos a poder jugar no interesa, porque supuestamente le debemos $100.000,00 a la APB. Yo creo que hay muchos clubes que no lo van a poder afrontar, pero corresponde a cada uno aclararlo.  Juventud de Feliciano, Vélez de Chajarí, Pueblo Nuevo, Atlético Tala y Almafuerte tengo entendido que no están jugando la liquilla. No estan desafiliados pero no están jugando. Los clubes de Paraná que no están, refiero a ellos en el punto 11 de esta charla, tampoco están desafiliados y no están jugando. Y creo que a futuro si la única competencia es una tan costosa como la actual liguilla no se van a sumar nuevos clubes. Creo que hoy la Fber sabe que va camino a modificar el formato reduciendo costos para el año que viene, pero como se personalizan las cosas no se puede reconocer. Es solo una creencia, pero el tiempo dirá.

 

-¿Estás al tanto de un presunto acercamiento de un supuesto “desprendimiento” dirigencial de la APB con allegados a la FBER tendiente a mediar entre ambas entidades?

-Tengo conocimiento que el “Chungo” Butta se ha preocupado por el tema y ha intentado algunas gestiones, no de otro intento. Igual en toda situación crítica todo intento de dialogo encarado de buena fe es positivo.

 

-La APB enuncia que se han seguido todos los pasos imprescindibles ante la Justicia pero no los cita PÚBLICAMENTE. ¿Cuáles son y/o qué resoluciones hubo?

-Sobre este punto deben expedirse la APB y/o sus asesores legales, lo que conozco es lo que ya te expresé. Sí te digo que en trámites judiciales hoy no podemos esperar respuestas rápidas.

 

-Hablando de la Justicia, vos como dirigente serio, responsable, ¿nunca te preguntaste en qué quedó lo del robo a la APB? ¿Se adoptó la postura correcta en el tratamiento del ilícito?

-Una rama del derecho que no he ejercido a partir de un convencimiento de no tener las condiciones personales para hacerlo es el Derecho Penal. Desgraciadamente el porcentaje de esclarecimiento de los delitos en nuestra sociedad es bajísimo. Sobre el episodio nos expresamos oportunamente en la APB, y siempre expresamos nuestro convencimiento en la hombría de bien de los empleados de la APB.

 

-Vale la pena tu última aclaración pues, fue muy coincidente el despido de uno de los dos empleados, cuando su función era de vital trascendencia en todo sentido.

-Daniel Sánchez es una gran persona y un muy buen profesional; él siempre ha sabido de mi respeto y afecto a su persona y es claro que en este punto respecto de él se adoptó una decisión que no comparto y que en ese lugar nunca hubiera tomado.

 

-¿Te enteraste de por qué renunció Luis González? No se dijo nada al respecto. Pudo informarse…

-Sí, y tengo entendido que más allá de la formalidad la misiva no expresó motivos. Luis es un hombre importante dentro del básquet y para con nosotros siempre tuvo la mejor actitud y predisposición. En este caso respeto su decisión y los motivos que la puedan haber impulsado. En todo caso es Luis quien debe decidir si tiene algo que comunicar o no. De mi parte el afecto y reconocimiento que se ganó en estos pocos años que nos conocemos.

 

-Hablando de lo que “no se informa”, como habitual consumidor de todo lo que se da a conocer sobre básquet, ¿coincidís con la postura de la APB en no publicar más Actas o como en éste caso, no trasuntar el porqué de una renuncia de semejante directivo y activo colaborador como el “Chuzo”?

-Nunca hemos tenido problemas de nuestra parte en que se publiquen las actas, y creemos que sería saludable. Nunca hemos sostenido en las reuniones cuestiones distintas a las que planteamos en público o privado, ni abusado del correo para sentar posiciones que después no se defienden en los ámbitos correspondientes. La transparencia, la conducta de hombres de bien, el actuar de buena fe y de frente son imprescindibles para llevar una institución adelante. Y en este campo los delegados de los clubes a la APB son un muy buen ejemplo.

 

-¿No creés que sería fecundo transparentar todo? ¿Errores inclusive? ¿Están dispuestos los clubes a revelar sus números?

-No veo inconveniente. Sinceramente no creo que ninguno tenga nada que ocultar y cuando se exhiban los números va a saltar que los gastos son más que los ingresos, que hay gastos que no se computan, y que siempre hay gente que pone la plata. Eso en cada club se sabe, por eso no hay una ebullición que lo reclame.

 

-Amén de todo lo que has contestado con claro manifiesto franco, sinceramente… despojándote de tu investidura dirigencial, como hincha del básquet, ¿qué visión tenés del conflicto y qué hizo mal la APB y la FBER para estar así enfrentados?

-El conflicto lo han conducido quien han sido elegidos por cada uno de los estamentos para estar en ese lugar y no creo que ayude en este momento una crítica a dicho accionar sino va de la mano de una solución del conflicto. Por ahí me cuestiono en lo personal no haberme ocupado más del tema – aunque a veces ya no es solo el tiempo, sino también el cuerpo el que pone límites – , sobre todo para morigerar como se expresan algunas cosas,  como nos relacionamos con otros actores y con la prensa, y como contener algunas reacciones y ponerlas en consonancia con los objetivos estratégicos. Pero es una crítica más personal, surge de la convicción de cómo uno acostumbra a encarar las cosas.

Sobre la FBER no quiero expresarme mucho porque por ahí se hieren susceptibilidades y en este momento no ayuda. Si reafirmar que no debiera haber adoptado nunca la decisión que tomaron de hacer un provincial amistoso de U13 excluyendo a los chicos de Paraná. Eso sí, porque reitero, para mí es un límite que espero nunca cruzar.

 

-¿Tiene asidero coherente el pedido de esclarecimiento a FBER y Compañía aseguradora pertinente o hasta CABB, en lo inherente a alcance de cobertura de Seguro que se tributa a los clubes afiliados a la Federación?

-Creo que poner claridad sobre un tema tan importante como el seguro es imprescindible, y además se relaciona con los costos que hoy tanto nos preocupan. Como Club nosotros nos enteramos de ese seguro a partir de este planteo.

 

-Días atrás, abordamos una jugosa entrevista con Pascual Passarella, ex presidente de la APB y un hombre muy ligado a Patronato… ¿Coincidís con su pensamiento?

-Coincido más con el Pascual Pasarella presidente de la APB que con el actual. Pascual es un vecino del club, vive a media cuadra y siempre como todos va a tener las puertas abiertas para venir a exponer sus ideas o ponerle el hombro a la disciplina. Es un ex presidente de la APB y una persona ligada de toda la vida al básquet por lo que conozco, pero al menos desde 2011 a la fecha no tiene ninguna relación con el básquet de Patronato fuera de la que tuvo como presidente de la APB. Su postura la habrá analizado con otro club o será fruto de su convicción personal, pero con nosotros nunca ha charlado sobre estos temas. Él está trabajando o con intenciones según manifiesta de volver a la APB, pero nosotros no estamos enfocados en ese proyecto, sino en consolidar el básquet en el club. Igual cuando quiera o estime que es el tiempo de acercarse a hablar tiene la puertas abiertas para la charla, y si avisa antes, con mate de por medio. Es claro sí, que no expresa el pensamiento del básquet de Patronato.

 

-¿No pensás que un Congreso ABIERTO, un Cabildo Abierto puede promover soluciones de FONDO?

-Creo que todo ámbito de discusión es bienvenido y todos debemos aportar nuestros puntos de vista, y llevar la predisposición a escuchar y entender al otro.

 

La última… ¿te imaginas a la APB desafiliada de la FBER?

-Me imagino a las autoridades de los clubes y a la gente que trabaja en el básquet de Paraná discutiendo y encontrando las mejores soluciones para el básquet y trato de enfocar las energías en ello.

Etiquetas: , , ,